POWERTAP P1 – ANÁLISIS COMPLETO

POWERTAP es sinónimo de calidad. Existe desde 1997 y durante muchos años, el buje trasero de la marca fue el potenciómetro más conocido del mercado, asequible y fiable. Sin embargo, nos encontramos en un momento de eclosión de la potencia en el ciclismo, los competidores son muchos y los precios dispares. La estrategia de POWERTAP con los pedales P1 es mantenerse como referencia de calidad en el sector como veremos en el análisis del blog zitaSport.

powertap p1 análisis 1

CONCLUSIONES

Es un poco extraño empezar un artículo por el final, pero en el caso que nos ocupa, una sola palabra define las conclusiones y el artículo. Una idea fácil de explicar, tan fácil, que todo lo demás es un análisis por la pasión de analizar, pero que gira constantemente en torno al mismo concepto: sencillez.

Sencillez en la instalación: menos de 2 minutos, hemos puesto los pedales en 3 bicis en 7 días. No hemos empleado más de 10 minutos sumando todos los cambios.

Sencillez en la compatibilidad: no hay que pensar en compatibilidades, lo es con absolutamente todas las bicis, incluidas bicis indoor o MTB, como veremos en el artículo.

Sencillez en la necesidad de herramientas: una sola llave, de tipo hexagonal Allen, de 8mm. Parece tan fácil que tenga truco, habituados como estamos a buscar la parte del catálogo donde se desgranan las compatibilidades.

Sencillez en el emparejamiento: compatible con Bluetooth Smart y ANT+.

Sencillez en los datos: datos de potencia, pero también datos de balance izq / dr.

Y a partir de estas conclusiones, desarrollamos un análisis exhaustivo del producto, en el que tratamos de analizar el POWERTAP P1 de forma global, comparar los datos de potencia de los diferentes test realizados, hablar de los fallos e inconvenientes encontrados y de nuestras impresiones sobre los potenciómetros en un futuro próximo. Empezamos.

POWERTAP: LA MARCA

POWERTAP es una de las dos marcas de potenciómetros que por historia y calidad están “un punto” por encima del resto en lo que respecta a fiabilidad. Esto no es una opinión, simplemente es la consecuencia de la validación científica de los potenciómetros SRM y POWERTAP.

La consecuencia de esta validación (Accuracy, Validity and Reliability) de ambos potenciómetros hace que sean considerados como “Gold Standard” o “Patrón de Oro” a la hora de comparar productos. Enlazamos los artículos para los más metódicos:

Accuracy of SRM and PowerTap Power Monitoring Systems for Bicycling

Validity and Reliability of the PowerTap Mobile Cycling Powermeter when compared with the SRM Device

Validity and Reproducibility of the Ergomo Pro Power Meter Compared with the SRM and PowerTap Power Meters

Sin embargo, en el blog zitaSport no somos ajenos a otras opiniones, y hemos rescatado el siguiente párrafo del análisis del potenciómetro POWERTAP P1 en la web de DC Rainmaker:

In general, most power meters on the market today are very good when it comes to accuracy.  I don’t subscribe to the ‘gold standard’ theory of certain brands.  That’s outdated thinking, and ignores the fact that any and every power meter on the market can eventually have a ‘bad day’ given the right (or wrong) circumstances.

Volviendo al análisis, el POWERTAP P1 fue lanzado al mercado en verano de 2015, coexiste con el potenciómetro POWERTAP G3 (el mítico buje trasero) y completa la oferta de POWERTAP el modelo C1, que está ubicado en la araña de la biela, y que fue anunciado simultáneamente con los pedales y lanzado en otoño 2015.

powertap p1 análisis 2

El distribuidor nacional de POWERTAP es Tamalpais, S.L.. Si estáis pensando en adquirir un potenciómetro de la marca, antes de nada, preguntad en Tamalpais. Por el trato, por el asesoramiento y porque les hemos acribillado a preguntas sobre el producto durante un par de semanas y han demostrado una paciencia y conocimiento inagotables. Siempre podréis trastear por internet en busca del mejor precio, pero en algunos casos, y este es uno de ellos, merece la pena adquirirlo en el distribuidor oficial y poder disfrutar de la tranquilidad de un asesoramiento profesional. Al fin y al cabo estamos hablando de un producto con un precio por encima de 1.000 euros.

Como ocurre habitualmente, el producto está de vuelta y en este caso estamos valorando la adquisición de un POWERTAP P1 en el blog zitaSport para utilizarlo como Gold Standard en futuros análisis.

UNBOXING

En la caja vienen pocas cosas, lo cual es bueno, pues ya empieza a indicarnos que el montaje será sencillo: los pedales, las calas con sus tornillos, un par de pilas AAA, un par de arandelas para bielas de carbono y…

powertap p1 análisis 3

…las instrucciones en castellano, que siempre es de agradecer (buena traducción, comprensible, no a lo Google Translate).

powertap p1 análisis 4

PESO

Los pedales se ven “sólidos”, son de aluminio forjado, que es el estándar para la mayoría de los pedales de carretera. Tienen un peso de 398 gramos (el par), alguno más según la báscula de DC Rainmaker (437 gramos), lo cual supone poco más de 60-80 gramos por pedal con respecto a uno convencional.

LA BATERÍA

Con una llave Allen 6mm podemos cambiar las pilas AAA.

El tornillo es de aluminio y cuenta con una junta tórica que protege el alojamiento de la pila de la entrada de agua o polvo.

powertap p1 análisis 5

Buen detalle, por cierto, que venga incluido el primer juego de pilas en la caja, por aquello de que los traigan los Reyes y te vuelvas loco buscando un comercio abierto el 6 de enero, o que te las regalen por la noche y no quieras perder tiempo al día siguiente en buscar unas pilas…

Las pilas son de litio y el fabricante recomienda expresamente que así sea.

La duración aproximada es de unas 60 horas.

Como curiosidad, cuando la vida de la batería desciende por debajo del 20%, los pedales enviaran la señal de “batería baja” al ciclocomputador. Si la batería del pedal derecho muere, el pedal izquierdo duplicará el dato para continuar registrando datos, ahora bien, si muere primero la batería del pedal izquierdo, no habrá lectura de potencia.

MONTAJE

Como hemos mencionado al principio del artículo, el montaje es realmente sencillo. Tan solo es necesaria una llave Allen de 8mm.

powertap p1 análisis 6

Además, se puede ajustar la tensión de liberación del pedal con una llave ALLEN de 2,5mm.

Tal vez lo más complicado del montaje sea recordar que en el pedal izquierdo la rosca está invertida, pero esto no tiene nada que ver con los pedales en si, es común a cualquier cambio de pedales.

Aconsejable, una llave dinamométrica para dejarlos ajustados entre 35-40Nm, pero en caso de emergencia, con una multiherramienta es suficiente.

powertap p1 análisis 7

LAS CALAS

Las calas son especiales, si bien apenas se nota la diferencia con unas convencionales.

powertap p1 análisis 8

Hemos utilizado los pedales con las que vienen de serie, desmontando las habituales Look Keo. Revisando información por internet, hemos podido leer en varias ocasiones que si las calas están nuevas (las Look Keo), pueden ser perfectamente compatibles con los pedales POWERTAP P1, pero a medida que se desgastan, las convencionales tienden a saltar con más facilidad. En cualquier caso, el repuesto de calas sale por unos 20 euros (ver aquí) y se pueden adquirir con 0º o 6º grados de libertad / flotación.

powertap p1 análisis 9

BT SMART Y ANT+

Este punto es bastante interesante como veremos a continuación.

powertap p1 análisis 10

El pedal derecho es esclavo del izquierdo, esto quiere decir que envía la señal al izquierdo y este a su vez envía los datos de forma conjunta al ciclocomputador.

Esto es lo que dicen las instrucciones:

Los pedales se emparejan en fábrica entre sí durante el proceso de producción. Funcionan siguiendo una configuración maestro/esclavo. El pedal derecho (esclavo) tiene un emparejamiento permanente al pedal izquierdo y le transmite datos durante la actividad. El pedal izquierdo (maestro) combina sus datos con los datos del pedal derecho y transmite los datos combinados a la unidad receptora. Solo se puede emparejar con una unidad de pantalla el pedal izquierdo (maestro). Las unidades de pantalla no podrán emparejar el pedal del lado derecho.

Pero, esto es aplicable únicamente al sistema ANT+, ya que para Bluetooth Smart cada pedal se empareja individualmente al ciclocomputador y le corresponde al mismo combinar los datos de ambos pedales para ofrecer el dato de potencia total.

Lo hemos probado con nuestro Polar V800 y ha funcionado sin problema, pero pueden existir problemas si se conecta a un smartphone mediante Bluetooth Smart y se abre una aplicación de entrenamiento (estamos pensando en STRAVA, aunque recientemente ha habilitado la posibilidad de conectar potencia mediante ANT+ en el smartphone) ya que solo veremos la mitad de la potencia generada.

powertap p1 análisis 11

OTRAS ESPECIFICACIONES

Una pequeña miscelánea de especificaciones que puede resultar interesante:

Los pedales no tienen límite de peso del ciclista.

Son compatibles con platos ovalados, ya que toman 40 mediciones de la velocidad angular de manera individual, y 40 mediciones de potencia por cada pedalada. Cualquier aceleración o desaceleración en el pedal se puede medir, no asumen una velocidad angular constante que es lo que provoca que muchos potenciómetros sobreestimen el dato de potencia en el caso de los platos ovalados.

No ofrecen datos de Garmin Cycling Dynamics, ya que las dinámicas de ciclismo son un servicio privado de Garmin que no está a disposición de otros fabricantes. Sin embargo POWERTAP ha comunicado que se encuentra desarrollando métricas similares para sus ciclocomputadores Joule.

El único dato interesante que obtendremos, fruto de que la potencia se mida en ambos pedales, es el balance izquierda / derecha.

powertap p1 análisis 12

Este dato despierta la curiosidad de muchos ciclistas, aunque los científicos no se han puesto aún de acuerdo en si es importante a la hora de analizar el rendimiento de un ciclista. Quiero decir: no es imprescindible tener una pedalada simétrica 50-50% para ser mejor ciclista, o al menos, no está demostrado.

No suponen un aumento del Factor Q con respecto a unos pedales convencionales.

Por último, un dato que luego trataremos en profundidad: nivel de precisión del 1,5%.

GARMIN BUG

No somos ajenos a un problema comentado en internet por usuarios de los pedales POWERTAP P1. Son los dichosos picos de potencia, de hasta 23.000 vatios en nuestro caso, que no es complicado “limpiar” pero que bien podría hacerlo Garmin automáticamente, como limpia datos anómalos de altitud, coordenadas o velocidad.

Dado que desde Tamalpais nos comunican que este pico anómalo de potencia no aparece en el ciclocomputador Joule de la marca POWERTAP, tenemos el firme propósito de salir a rodar con ambos ciclocomputadores hasta encontrar el pico de potencia tan solo en el Garmin y no en el Joule de POWERTAP.

Sea como sea, para limpiar el dato hay que modificar el valor manualmente en las columnas afectadas, ya sea directamente en Excel o a través de algún software como puede ser Golden Cheetah (gratuito). En la imagen adjunta se observa instintivamente cómo proceder, aunque no es un método muy cómodo si el problema ocurre a menudo.

powertap p1 análisis 13

Suponemos que próximas actualizaciones, bien de POWERTAP o mejor aún, de Garmin harán de este error algo anecdótico y totalmente residual.

PREPARACIÓN DE LOS TEST

Para la ocasión, hemos podido utilizar de manera simultánea el POWERTAP P1 que nos ocupa en el análisis del artículo, un buje POWERTAP G3, y el potenciómetro STAGES POWER METER cedido por STAGES (ver artículo sobre STAGES aquí).

powertap p1 análisis 14

La razón por la que hemos incluido el potenciómetro POWERTAP G3 es que en el análisis del potenciómetro ROTOR INPOWER lo utilizamos como Gold Standard y encontramos una diferencia entre ambos potenciómetros cercana al 10% (ver análisis ROTOR INPOWER aquí).

Esta diferencia entre POWERTAP G3 y ROTOR INPOWER puede ser debida a la diferente ubicación de los potenciómetros, desde Tamalpais nos comentan que entre un 2 y un 4% dependiendo del estado (suciedad) de la transmisión.

Así que, si POWERTAP P1 ofrece datos algo mayores que POWERTAP G3, podríamos concluir que los tres potenciómetros miden correctamente, o mejor dicho, dentro de unos márgenes aceptables de fiabilidad. Al fin y al cabo, no es tan importante que un potenciómetro mida unos cuantos vatios más que otro, sino que siempre lo haga igual, esto es: sea consistente en su medición. Lo que sería preocupante es que cualquiera de los tres midiera unos días más y otros días menos que los otros dos.

A colación, esta es la gráfica de potencia crítica de ROTOR INPOWER vs. POWERTAP G3. Gráficas perfectamente paralelas, eso es buena señal.

powertap p1 análisis 15

Los ciclocomputadores empleados han sido: dos unidades Garmin EDGE 520 y una unidad Garmin EDGE EXPLORE 1000. Un EDGE 520 y el EDGE EXPLORE 1000 dispositivos cedidos por Garmin y que ya se encuentran de vuelta. NOTA: agradecimiento a Garmin por la cesión de ambos dispositivos y a la APECED por la cesión del segundo EDGE 520.

powertap p1 análisis 16

En los tres dispositivos se realizó un Zero Offset al comenzar cada test. Se realizó dos veces para comparar ambas “calibraciones”, ofreciendo el mismo resultado en las dos mediciones en los tres ciclocomputadores.

POWERTAP P1 VS. POWERTAP G3

En el caso de los dos potenciómetros de POWERTAP, si llevamos una de las sesiones de test a Golden Cheetah y comparamos la curva de potencia crítica, nos encontramos con que POWERTAP P1 ofrece datos algo mayores de potencia cuanto más alto es el esfuerzo, igualándose conforme las gráficas se acercan al FTP.

powertap p1 análisis 17

Esto confirma nuestra hipótesis de que ROTOR INPOWER mide bien, ligeramente por encima de POWERTAP G3 (un 10% según nuestro test, pero que también ha tenido sus limitaciones en cuanto al tiempo de cesión). Y dado que POWERTAP P1 ha medido igualmente un 10% más que POWERTAP G3 para esfuerzos inferiores a 11 segundos, es lógico pensar es POWERTAP G3 el que tiende a medir vatios de manera algo inferior al resto de potenciómetros que hemos podido probar en el blog (incluyendo STAGES POWER METER).

Insistiendo en que lo importante no es un 5% más o menos, sino la consistencia de los datos.

Además de la curva de potencia crítica, hemos seleccionado un fragmento de una de las sesiones de test, en el que se percibe de manera clara como la curva que dibuja POWERTAP P1 siempre está un poco por encima de la que dibuja POWERTAP G3.

powertap p1 análisis 18

POWERTAP P1 VS. STAGES POWER METER

Digamos que STAGES “pasaba por allí” en el test del POWERTAP P1, ya que lo tenemos en cesión indefinida desde la primavera (y que sea así por mucho tiempo).

powertap p1 análisis 19

Pero ya que estábamos “de test” lo hemos añadido a las pruebas para realizar un estudio sobre la medición de los potenciómetros “de pierna izquierda” (como es el STAGES) vs. un potenciómetro que mide por separado izquierda y derecha (el POWERTAP P1).

La metodología empleada, así como los resultados, los publicamos el pasado mes de noviembre en el artículo: POWERTAP P1 (PEDAL IZQUIERDO) VS. STAGES POWER METER

Los datos obtenidos ofrecen la siguiente gráfica:

powertap p1 análisis 20

POWERTAP P1: CICLO INDOOR

Demostración empírica de las posibilidades de un potenciómetro ubicado en los pedales: puedes ponerlo en la bici que quieras, aunque no tenga ruedas.

powertap p1 análisis 21

Es lo que hemos hecho con la bici de ciclo indoor BH DUKE H925, la pregunta es: ¿Por qué poner un potenciómetro en una bici de ciclismo indoor?

Existen algunos motivos:

En primer lugar, para validar (oficiosamente, no de manera científica) los datos de potencia que ofrece la bici de ciclismo indoor. Aunque muchos modelos ofrecen datos de potencia, esta no es obtenida de manera real en la bicicleta indoor, sino a través de unas fórmulas internas del display precargadas en fábrica. Los vatios que vemos en una bici de ciclismo indoor son resultado de la multiplicación de la cadencia por la resistencia (también llamada marcha o carga).

powertap p1 análisis 22

El número de marchas de cada bici es diferente, por ejemplo, en la bici de ciclismo indoor Keiser M3i contamos con 24 marchas mientras que en la BH DUKE son 16, así que es el propio fabricante el que establece la potencia de salida en función de la combinación de “rpm x resistencia”, que no deja de ser un planteamiento muy similar al real.

Con el pequeño experimento que hemos podido realizar, hemos comprobado que la bicicleta BH DUKE tiende a sobreestimar levemente los vatios que marcan los pedales POWERTAP P1, y que esta diferencia es exponencial, incrementándose cuanto mayor es el esfuerzo, pudiendo llegar a más de 50w en esfuerzos por encima de 800w. Esperamos poder profundizar en este test en el futuro, pues los pedales son una herramienta fantástica de validación de bicis de ciclismo indoor.

NOTA: algunas bicicletas de ciclismo indoor si que ofrecen datos reales de potencia, como en el caso de la IC7 de Tomahawk o la bici de ciclismo indoor de STAGES. Ninguna de las dos se encuentra en el rango de precios: “económico” dentro de la oferta existente.

El segundo motivo para colocar unos POWERTAP P1 en una bici indoor es que permite configurar el entrenamiento de una manera mucho más estructurada que un entrenamiento con bicicleta convencional. No es el momento de entrar a debatir si es mejor entrenar en condiciones indoor “controlables” o al aire libre (por aquí una lectura que invita a la reflexión), simplemente habrá días lluviosos más interesantes indoor y otros más agradables al aire libre.

Dejamos de lado, de forma premeditada, los planteamientos de Skiba basados en Monod & Scherrer para optimizar los entrenamientos estructurados en forma de series, que solo son concebibles en situaciones controladas tipo indoor, ya habrá tiempo para hablar sobre ello.

Como ejemplo, una de las sesiones realizadas con los pedales POWERTAP P1 en la bici BH DUKE 925H. La gráfica de potencia es ciertamente complicada de conseguir al aire libre.

powertap p1 análisis 23

Y una de las series en detalle, concretamente la tercera, añadiendo los datos de cadencia y equilibrio izquierda / derecha. Lo dicho, esto al aire libre es difícil de conseguir, no la intensidad, sino la estructuración de la serie.

powertap p1 análisis 24

El tercer motivo es la tendencia del ciclismo indoor que hemos analizado en profundidad en el artículo: ANT + FE-C ¿Qué es?, ¿Para qué sirve? ¿Qué podemos esperar?. Es posible que en pocos años, podamos competir contra otros ciclistas en una misma sala de ciclismo indoor, y esto estará íntimamente relacionado con los vatios y con la potencia relativa (W/kg) así que cuanto antes empecemos a entrecruzar indoor y outdoor, antes podremos integrar los entrenamientos entre ambas situaciones, optimizando el nivel de la planificación deportiva.

POWERTAP P1: MTB

Cambio de pedales de la bicicleta indoor a la MTB en dos minutos y continuamos haciendo pruebas.

powertap p1 análisis 25

En MTB, el uso es posible, pero arriesgado. Sin duda, su mayor virtud es su mayor problema.

La facilidad para cambiar los pedales de una bicicleta a otra (su mayor virtud) tiene como contrapartida que el potenciómetro, al estar ubicado en los pedales, esta tremendamente expuesto a golpes y roces (su mayor problema). Además, ante cualquier caída, los pedales pueden sufrir más que otras partes de la bicicleta.

powertap p1 análisis 26

Así que, como hemos dicho, poder, se pueden colocar con suma facilidad en una MTB, ya sea 27,5”, 29” o 36” pero nos ha parecido demasiado arriesgado para la integridad de los pedales.

Una salida pistera ha sido suficiente para comprobar que estábamos exponiéndolos demasiado, así que hemos vuelto sobre nuestros pasos para poner los pedales a buen recaudo.

powertap p1 análisis 27

Sin embargo, esta breve aventura nos ha permitido reflexionar sobre la posibilidad de crear un potenciómetro alojado en los pedales específico para MTB, al fin y al cabo:

  • Cada vez más ciclistas tienen un par de bicis de MTB, tal vez una 29” para correr y una 27,5” para divertirse o una 26” de la que no quieren desprenderse.
  • Unos pedales para MTB servirían para poder ponerlos ocasionalmente (o permanentemente) en una bicicleta de carretera, lo cual no nos hemos atrevido a realizar a la inversa.
  • Y el número de ciclistas con una MTB y una “flaca” crece cada temporada, pero el precio de los potenciómetros es suficientemente elevado como para considerar comprar uno solo para ambas bicis, lo cual sería perfectamente posible con unos pedales POWERTAP P1 MTB.

6 TEST 6

powertap p1 análisis 28

Si alguien quiere algún test más que lo indique en los comentarios al final del artículo, por nuestra parte, hemos quedado plenamente satisfechos con los test que hemos realizado, y ya tenemos planificados los próximos que haremos con POWERTAP P1, más orientados a utilizar el potenciómetro como Gold Standard y analizar el comportamiento de la carga externa (la potencia) en relación a la carga interna (la frecuencia cardiaca y la saturación muscular de oxígeno) durante el entrenamiento.

Los test han sido seis: Progresivo, Potencia máxima, Potencia mínima, Medidor vs. Estimador, Reactividad y FTP.

Los colores en las gráficas: rojo para POWERTAP P1, verde para POWERTAP G3 y azul para STAGES POWER METER.

TEST 1: PROGRESIVO

Partimos de 0w (cero vatios) y vamos incrementando la potencia de manera progresiva hasta que no podemos mantenerla (rozando los 800w en el ejemplo).

No se trata de un protocolo de prueba de esfuerzo tipo rampa ni en escalones, sino simplemente un esfuerzo constante observando la respuesta a los cambios de potencia (progresiva y ascendente) de los tres potenciómetros.

powertap p1 análisis 29

Las líneas han sido suavizadas en Excel para una mejor comparación, si bien es cierto que los datos ofrecidos por POWERTAP G3 se han mostrado en todos los test más nerviosos que los de POWERTAP P1 y STAGES POWER METER, esto ya nos ocurrió en el test de ROTOR INPOWER y es una característica del buje, basta con configurar en el ciclocomputador “visualizar cada 3 seg.” Para que se muestre un poco más tranquilo, lo cual no influye en el intervalo de grabación de los datos.

En la imagen vemos los datos de los tres potenciómetros sin suavizar (hemos escogido una gráfica especialmente representativa del nerviosismo del POWERTAP G3):

powertap p1 análisis 30

En cualquier caso, los tres potenciómetros responden con suficiente sensibilidad al incremento progresivo de la potencia.

TEST 2: POTENCIA MÁXIMA

Interesante test en el que podemos observar que el comportamiento del POWERTAP P1 y el STAGES POWER METER es muy similar, mientras que POWERTAP G3 parece mostrarse algo más perezoso a la hora de marcar los picos de potencia, y también suele bajar la potencia un instante después que los otros dos potenciómetros. Esto puede ser debido, perfectamente, a su ubicación en el buje trasero.

powertap p1 análisis 31

TEST 3: POTENCIA MÍNIMA

Pero no solo hemos comparado potencia máxima, lo cual es ciertamente fatigoso, también potencia mínima, o dicho de otro modo, ¿Cuál es la sensibilidad mínima para que el potenciómetro marque “0w” a pesar de que continuábamos pedaleando de manera muy suave?

powertap p1 análisis 32

Lo cierto es que el único potenciómetro que hemos conseguido poner por debajo de 20 vatios de manera constante (durante unos segundos) ha sido el POWERTAP P1: Podemos concluir, con cierta precaución, que el POWERTAP P1 es más sensible a potencias bajas, lo cual no sabemos muy bien para qué sirve.

TEST 4: MEDIDOR VS. ESTIMADOR

Prueba importante, ya que es uno de los criterios a la hora de elegir un potenciómetro u otro: ¿Necesito que mi potenciómetro mida la potencia de ambas piernas y la sume o me basta con que mida la potencia de la pierna izquierda y multiplique el dato por dos?

STAGES POWER METER mide tan solo la potencia generada por la pierna izquierda y multiplica el dato por dos, esto es habitual en muchos potenciómetros, principalmente en los que tienen el medidor colocado en la propia biela, como es el caso de 4iiii PRECISION. ROTOR INPOWER también mide, tan solo, pierna izquierda.

Para la gran mayoría de los ciclistas, medir una sola pierna y multiplicar por dos es suficiente. Los datos nos dicen que cuando el esfuerzo es máximo, la potencia que realizan ambas piernas tiende a igualarse, para situarse en un 50%-50%.

POWERTAP G3 mide la potencia total pero no diferencia entre la medición con cada pierna. Para encontrar esta posibilidad deberíamos ir a un potenciómetro situado en los pedales (ambos pedales miden por separado la potencia y la suman). Algunos ejemplos son: POWERTAP P1Garmin Vector y Polar Keo Power, los tres por encima de 1.000 euros. También puede medir potencia en ambas piernas, a través de los pedales, Favero BePRO, por un precio de 750 euros.

En el caso concreto de POWERTAP P1 ya hemos comentado que el pedal derecho envía la información al pedal izquierdo, y este envía la suma de la potencia generada por ambos pedales al ciclocomputador. El pedal izquierdo se considera “maestro” y el derecho se considera “esclavo”.

El test ha consistido en (1) pedalear en una cuesta con un 5% de pendiente aproximadamente, con la pierna derecha (sacando la zapatilla del pedal izquierdo, como si fuéramos “a la pata coja”), (2) dejarnos caer por la cuesta al punto de inicio para, a continuación, (3) pedalear con la pierna izquierda y la derecha fuera del pedal.

Se han realizado entre 22 y 24 pedaladas en cada ascensión y se ha repetido el test dos veces con cada pierna

El resultado es el que vemos en la gráfica:

powertap p1 análisis 33

Curioso que cuando hemos pedaleado con la pierna derecha, tan solo el POWERTAP G3 ha marcado la potencia real generada. Al pedalear con la pierna izquierda, el STAGES POWER METER ha hecho lo que esperábamos: doblar el dato de potencia generado con la pierna izquierda (como ocurría en el caso del ROTOR INPOWER) y el POWERTAP P1 ha ofrecido el dato del pedal izquierdo sin multiplicarlo por dos.

A modo de resumen, resulta bastante obvio que si queremos conocer la potencia en ambas piernas “por separado” el desembolso económico aumentará hasta superar los 1.000 euros. En nuestra modesta opinión, a no ser que haya alguna patología previa, que haga que una pierna desarrolle más potencia que la otra, no es necesario para el 90% de los ciclistas conocer esta diferencia, pues (1) a pleno rendimiento se tiende a igualar el esfuerzo entre ambas piernas y (2) la ciencia no ha probado que modificar una asimetría leve mejore el rendimiento.

TEST 5: REACTIVIDAD

Se ha tratado de pedalear de manera rápida, por encima de 100rpm y cercano a 120rpm, durante unos 4-5 segundos para descansar un momento y volver a repetir el esfuerzo.

La intención ha sido observar la reactividad de los potenciómetros a los esfuerzos vigorosos intermitentes, algo parecido al test de potencia máxima pero siendo el esfuerzo de una duración menor y más enérgico, sin necesidad de mantenerlo buscando un dato de potencia máxima. Esto nos permite ver cómo se comportan los tres potenciómetros ante acelerones de muy corta duración.

powertap p1 análisis 34

Podemos ver en la imagen que STAGES POWER METER ofrece el pico de potencia más alto de los tres (sobre todo a partir de la sexta serie) y que POWERTAP G3 tiende a reaccionar con un ligerísimo retraso con respecto a los otros dos potenciómetros, tanto en el pico de potencia como en el posterior descenso.

TEST 6: FTP

No hemos llegado a hacer un test tipo Morcuera, como ocurrió con el ROTOR INPOWER, pero hemos podido probar los tres potenciómetros en un esfuerzo constante, intentando situar la potencia siempre entre los 200 y los 300 vatios.

powertap p1 análisis 35

Pocas conclusiones de este test, más allá del nerviosismo habitual de POWERTAP G3. Evidentemente, los tres potenciómetros ofrecen datos fiables en situaciones de esfuerzo constante.

LA ELECCIÓN DE UN POTENCIÓMETRO

Llegados a este punto, y parafraseando libremente a DC Rainmaker:

En la actualidad, todos los potenciómetros del mercado miden de forma válida y fiable. El criterio de la precisión no es un criterio que deba influir en la compra de un producto, ya que todos ofrecen datos consistentes (y sino, son expulsados del mercado con rapidez por los usuarios).

Entonces, si la precisión no es un factor decisivo en la adquisición de un medidor de potencia, deben serlo otros como la posibilidad de ofrecer datos de potencia de ambas piernas, la calidad de los acabados y, en nuestra modesta opinión, la durabilidad del producto.

Por poner un ejemplo, es muy reconfortante ver cómo los bujes POWERTAP G3 siguen funcionando de manera contundente mucho tiempo después de ser adquiridos (y mejor realizando una calibración anual).

La durabilidad de un producto va más allá de cualquier análisis que se pueda realizar en este o cualquier otro medio, ya que los tester más exigentes son los propios usuarios

Premeditadamente no citamos el precio como un factor determinante, pues depende del presupuesto del comprador. La pregunta sería: ¿a igualdad de precio, que potenciómetro elijo?, y ya estamos viendo que la oferta en el mercado es suficiente como para tener 3-4 opciones de potenciómetros en cada rango de precio.

En el caso del POWERTAP P1 (si hemos elegido un medidor de potencia alojado en los pedales), podemos compararlo con Garmin Vector, Polar Look o BePRO, todos ellos con sus pros y sus contras, aunque, a priori, ninguno a la altura de los POWERTAP P1.

PRECIOS

Enlace a la web de Tamalpais, distribuidor nacional de POWERTAP, en la que podemos comparar los precios de los diferentes potenciómetros de la marca (precios de diciembre 2015):

Desde el POWERTAP C1, situado en la araña de la biela, que esperamos probar en breve, con un precio actual de 749 euros,

Pasando por el POWERTAP G3 para carretera por 789 euros y con opción de freno de disco por 989 euros, en ambos casos sin incluir radios, llanta ni montaje,

Hasta llegar al POWERTAP P1 por un precio de 1299 euros, preparados para montar en cualquier bici.

RESUMEN

Para terminar, ya que las conclusiones las hemos mencionado al comenzar el artículo, los PUNTOS FUERTES del potenciómetro, que hemos ido comentando durante todo el artículo.

  • El primero y más mencionado: cambio de los pedales de una bici a otra en menos de dos minutos, lo cual amplia enormemente su versatilidad.
  • Además, destacamos la calidad en los materiales y acabados. El producto se ve “sólido” y “contundente”. La durabilidad la marcarán los usuarios, que siempre son los tester más exigentes, pero el potenciómetro viene avalado por la reputación del POWERTAP G3, probablemente el más valorado en el mercado de segunda mano.
  • Pero todo esto no tendría demasiada importancia si el potenciómetro no fuera fiable. Es lo que esperamos al medir nuestra condición física: fiabilidad.

En este aspecto, tan solo hay que puntualizar que los potenciómetros (no solo este) incluso siendo muy precisos, suelen tener cierto margen de error, en el caso del POWERTAP P1, del 1,5% según el fabricante. Además si cambiamos de potenciómetro, podemos encontrar variaciones en torno a un 5% de un producto a otro, lo cual no indica que funcionen mal, es una característica inherente a todos los potenciómetros.

  • Por último, la tan ansiada medición de la potencia en ambas piernas, siendo este un concepto en estudio, ya que no se considera imprescindible para un mejor rendimiento un balance 50-50%. El interés en conocer la distribución de potencia izquierda vs. derecha se centra, actualmente, en detectar posibles asimetrías patológicas y en proveer de información adicional en procesos de recuperación tras lesiones.

Hemos encontrado algunos detalles A MEJORAR en el potenciómetro POWERTAP P1 que exponemos a continuación:

  • No es un aspecto a mejorar porque sencillamente no es posible, pero sin duda es el punto débil de POWERTAP P1: la ubicación del potenciómetro en los pedales hace que esté expuesto a golpes, caídas o roces más que en cualquier otro sitio de la bici. Esto es algo importante de valorar cuando hemos creído que el criterio de durabilidad debe ser uno de los principales a la hora de elegir potenciómetro. Una buena política de cambios de piezas deterioradas y reparaciones debería ayudar a los indecisos (buena política en cuanto a disponibilidad de piezas y precio).
  • Además de este aspecto, estamos pendientes de una actualización del firmware que acabe con el dichoso y habitual mensaje de “Falta el sensor de potencia derecho”, al que rápidamente uno se acostumbra pero que no deja de desconcertar inicialmente. Es cierto que es una de las quejas más extendidas en los foros, pero también es cierto que no depende tanto de POWERTAP como de Garmin.

powertap p1 análisis 36

  • Y de Garmin también depende limpiar los picos de potencia que se generan en Garmin Connect y que dan al traste con cualquier análisis del entrenamiento, al desvirtuar los parámetros de control: IF y TSS, y en consecuencia: ATL, CTL y TSB. También es cierto que esto solo afecta a los usuarios de Garmin, en los ciclocomputadores Joule de la propia marca POWERTAP no se están dando estos picos.

AGRADECIMIENTOS

Tamalpais, distribuidor de POWERTAP en España, por la cesión del potenciómetro POWERTAP P1.

Cristina Herranz, de Garmin Fitness: Garmin EDGE 520 y Garmin EDGE EXPLORER 1000.

Alberto Faraldos, APECED: Cesión PowerTap G3.

Recordatorio: Si este artículo te ha resultado interesante, no dudes en compartirlo en tus redes sociales. Así de sencillo: información gratuita de calidad a cambio de que la compartas entre tus amig@s.

12 comentarios
  1. Eduardo
    Eduardo Dice:

    Grandísimo trabajo Gabriel. En 2016 me tengo que poner las pilas con los medidores de potencia. A ver si termino con los relojes y me pongo a ello (llegará el CES y me presentarán 10 modelos diferentes, como si lo viera).

    Responder
  2. OSCAR PARDO RUBI
    OSCAR PARDO RUBI Dice:

    Tengo unos P1 desde hace unos meses, y estoy muy contento. Con ellos en concreto, y, en general con el entreno por potencia.

    Los uso con un garmin edge 1000. Ya estoy acostumbrado a “falta senso derecho”. Lo que no he resuelto es como eliminar los dichosos picos de potencia. comentáis que es sencillo limpiarlo. Os agradecería me explicárais cómo se hace.

    Gracias, y enhorabuena por la sección.

    Responder
    • Gabriel Hernando Castañeda
      Gabriel Hernando Castañeda Dice:

      En Golden Cheetah busca la pestaña EDITAR, y te pregunta “editar valores anómalos” o bien lo haces por tu cuenta manualmente… prueba un poco y lo sacas en 10 minutos

      saludos

      Responder
  3. OSCAR PARDO RUBI
    OSCAR PARDO RUBI Dice:

    Buenas, de nuevo. Leo que las correcciones las hacéis con el GoldenCheetah. Aun no se manejar bien este software. ¿No se pueden hacer las correcciones en el Garmin Connect? ¿Podéis recomendar alguna ubicación dónde se pueda encontrar algún manual de GoldenCheetah, Garmin Connect y Garmin Edge 1000? En castellano.

    Gracias.

    Responder
  4. SEBASTIAN ABELLAN
    SEBASTIAN ABELLAN Dice:

    Buenas, pues mi experiencia con los P1 esta siendo regular, el potenciometro bien medir mide lo uso con un garmis xt920, pero desde el primer dia rodaban fatal, almenos pensando en la calidad de rodamiento que se espera de unos pedales de este precio. Total que los enviamos en garantia para lo que iban a ser 3 dias y vamos para el mes por unas cosas y otras pero lo que esta claro es que yo tengo 1300 euros menos en la cartera y no tengo potenciometro.

    Responder
    • Gabriel Hernando Castañeda
      Gabriel Hernando Castañeda Dice:

      Hola Sebastian

      Supongo, y es una reflexión en voz alta, que no se puede pedir que todas las unidades salgan perfectas de fabrica, lo que me interesa, como supongo que a ti también, es un buen servicio post-venta, y esto solo se comprueba con casos prácticos, como el que nos comentas… esperamos que se resuelva satisfactoriamente, infórmanos, por favor.

      saludos

      Responder
  5. toni
    toni Dice:

    Hay alguna noticia de compatibilidad de Cycling Dynamics de Garmin con los powertap P1. La verdad que estaría bien saber el tiempo que llevas de pie, sentado, los ángulos del pie, etc… se supone que con la info que da el pedal, se puede sacar toda esta info.

    Responder
      • Toni
        Toni Dice:

        Muchas gracias por la respuesta! Bueno a ver si algún desarollador saca algo para GARMIN IQ y podemos tener más info encima de la bici.

        Responder
  6. Toni
    Toni Dice:

    Por cierto un problema que me he encontrado yo con los P1 es que al ser más “gordos” en las curvas rozo con increíble facilidad en el suelo, cosa que antes nunca me había pasado con otros pedales. Tengo una cabra Cervelo P3 2015, con bielas de 175mm y aunque al entrar en la curva el pie lo llevo levantado para afrontarla con normalidad, el problema es que al salir y empezar a dar pedales y todavía con cierta inclinación, siempre pego en el suelo. Para mi es un gran fallo y problema (miedo a romper el pedal y lo que es peor, provocar una caída). LA verdad es que una lástima ya que tengo los pedales bastante tocados 🙁 Supongo que a una persona menos alta o debido a la geomertría de mi bici o tamaño de bielas a mi me ocurre siempre.

    Responder

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *